Recetas

Tarta de remolacha y crema de queso

Tarde fría de sábado en casa. Suena Inertia Creeps de Massive Attack a través de los altavoces conectados a la tablet. Hemos estado toda la mañana liadas con la limpieza semanal y ahora estamos descansando un poco, sentadas en el sofá. Mi hermana ojea las redes sociales en su móvil, mientras yo me pinto las uñas de un intenso esmalte rojo (por lo espeso que está debía llevar guardado en el armario bastante tiempo).

«¿Te apetece un té?», me pregunta mi hermana. «Eso estaría bien, pero ¿sabes lo que estaría mejor? Una taza de té y un trozo de bizcocho», le respondo. «Pero no tenemos nada de eso.», me recuerda ella. «Pero ¿sabes lo que sí tenemos? Remolacha.», comento con una sonrisa en la boca. Ambas nos miramos y no hacen falta más palabras. Toca preparar una esponjosa y sedosa tarta de remolacha y crema de queso.

Ingredientes bizcocho (para molde 18-20 cm):

  • 230 gr de remolacha cocida y pelada
  • 150 gr de azúcar
  • 135 gr de azúcar moreno
  • 115 gr de aceite de oliva suave
  • 2 huevos
  • 275 gr de harina
  • 2 cucharaditas de levadura
  • 1/2 cucharadita de bicarbonato
  • 1 1/2 cucharaditas de jengibre molido
  • 1 cucharadita de canela molida
  • 1/4 cucharadita de sal
  • 115 gr de leche

Paso a paso bizcocho:

1. Rallamos la remolacha. Reservamos.

2. Mezclamos la harina junto con la levadura, el bicarbonato, el jengibre, la canela y la sal. Tamizamos y reservamos.

3. En un bol, batimos los dos tipos de azúcar con el aceite.

4. Añadimos los huevos y volvemos a batir.

5. Incorporamos la remolacha y seguimos batiendo.

6. Tamizamos la harina y agregamos la mitad. Batimos.

7. Vertemos la leche y volvemos a batir.

8. Añadimos la otra mitad de la harina y mezclamos bien hasta obtener una masa bien integrada.

9. Engrasamos un molde de 20 cm de diámetro con spray antiadherente.

10. Vertemos la masa en el molde y horneamos a 180ºC durante 50 minutos.

11. Pinchamos el bizcocho con una brocheta para comprobar si está bien cocido y lo sacamos del horno.

12. Dejamos enfríar el bizcocho en el molde unos 10-15 minutos.

13. Desmoldamos y dejamos enfriar por completo el bizcocho en una rejilla. Mientras, podemos ir preparando la crema de queso.

Ingredientes crema:

  • 35 gr de mantequilla
  • 180 gr de queso Philadelphia
  • 1 cucharadita de extracto de naranja
  • 330 gr de icing sugar

Paso a paso crema:

1. En un bol, batimos la mantequilla durante un minutos aproximadamente.

2. Añadimos el queso y el extracto y seguimos batiendo hasta obtener una pasta cremosa.

3. Incorporamos el icing sugar, previamente tamizado, y batimos lo justo para obtener una crema suave y homogénea.

Montaje:

1. Con una lira, nivelamos la parte superior del bizcocho. Guardamos (o nos comemos en ese mismo momento) la cúpula sobrante y cortamos en dos partes el bizcocho para obtener dos capas.

2. Extendemos una capa de crema sobre la primera mitad de bizcocho, con ayuda de una espátula.

3. Colocamos la segunda mitad del bizcocho y cubrimos toda la tarta con una buena capa de crema.

4. Con una cuchara, vamos levantando picos en la crema para darle a la tarta un aspecto rústico.

En aquella helada tarde de febrero tuvo lugar una merienda espectacular. A la taza de té de hierbas le acompañó un trozo de una de las tartas con un sabor más envolvente que habíamos probado. Un bizcocho esponjoso y con un bonito toque dorado, acompañado de una suave crema con un delicado aroma a naranja.

Consejos:

· No es necesario rallar la remolacha tan finamente como si rallásemos la piel de una naranja. No queremos que se emplaste y forme un puré.

· Si queréis que vuestra crema tenga un sabor más intenso a naranja, tan sólo tenéis que añadirle más extracto. Si no os importa que la crema tenga pequeños grumos, también podéis aromatizarla con ralladura de naranja.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.