Tutoriales

Dominó de galleta

Un recuerdo que guardamos con especial cariño es el de las tardes de verano jugando al dominó. Puede que este juego esté asociado a viejecitos sentados alrededor de una mesa, pero para nosotras es mucho más. Es un juego al que nos enseñó a jugar nuestro padre, por eso nos ha parecido una idea genial elaborar un juego de dominó de galleta.

Siempre nos han gustado mucho los juegos de mesa y hemos pasado muy buenos ratos en familia gracias a ellos. Hace unas semanas compartíamos con vosotr@s un tutorial para elaborar el juego de la Oca y el Parchís con galleta y papel de azúcar (podéis recordarlo pinchando aquí). Pues bien, como se acerca el día del Padre, hemos pensado que es el mejor momento para compartir con vosotr@s este paso a paso para conseguir un dulce dominó de galleta.

Ingredientes y materiales:

Paso a paso:

1. Estiramos la masa de galletas. Para ello colocamos una bola de masa entre dos trozos de papel vegetal. Apretamos con firmeza la bola con la mano para aplastarla un poco y seguidamente la extendemos con ayuda del rodillo. Gracias a los anillos niveladores nuestra masa quedará con el mismo grosor por todas partes.

2. Cortamos 10 rectángulos utilizando el cortador. En nuestro caso, hemos obtenido fichas de unos 6 cm de alto x 2,7 cm de ancho.

3. Dividimos con el cuchillo cada galleta rectangular en tres partes iguales (podéis ayudaros de un metro o una regla para calcular el tamaño justo). El lado del rectángulo que utilizamos para realizar los cortes es el más largo.

4. Colocamos las 30 fichas de galletas en una bandeja para horno y horneamos a 180ºC durante unos 8-10 minutos (para el dominó sólo necesitamos 28 fichas, sin embargo, es siempre recomendable elaborar un par más por si ocurre algún imprevisto).

5. Sacamos las galletas del horno y las dejamos templar en la bandeja un par de minutos antes de pasarlas a una rejilla para que se enfríen por completo.

6. Preparamos la glasa. En nuestro caso, tan sólo hemos batido, en un bol, el preparado con el agua durante unos 5-7 minutos.

7. Separamos 1/3 de la glasa y le añadimos agua hasta obtener una consistencia de relleno.

8. Agregamos unas gotas de colorante en gel negro.

9. Vertemos la glasa negra en un trozo de papel transparente y lo enrollamos como un caramelo. Reservamos.

10. Añadimos agua al resto de la glasa para darle también consistencia de relleno. Añadimos un poco de colorante en gel blanco. Guardamos la glasa el papel transparente como hicimos con la glasa negra.

11. Introducimos la glasa blanca en una manga en la que hemos colocado un adaptador de boquilla, procurando abrir bien el papel transparente para que puede salir la glasa. Colocamos la boquilla y cerramos el adaptador con la rosca. Hacemos lo mismo con la glasa negra.

12. Distribuimos la glasa blanca por la superficie de un par de galletas.

13. Antes de que se seque la glasa blanca dibujamos con la glasa negra una línea en el centro de la ficha y los puntos pertinentes según la ficha en cuestión. Volvemos a repetir el proceso con otro par de galletas y así sucesivamente.

Es divertido poder comerse el juego una vez hayamos ganado (o perdido). Os aseguramos que el entretenimiento está garantizado y, por supuesto, también la merienda. Y si se lo regaláis a vuestros padres, les alegraréis y endulzaréis el día a partes iguales.

Consejos:

· Si no disponéis de un rectángulo que os ayude a cortar las fichas, podéis cortarlas utilizando un regla y un cuchillo afilado.

· Nosotras siempre que tenemos que elaborar glasa utilizamos el preparado para Royal Icing. Sin embargo, si lo deseáis, podéis elaborar la glasa con cualquier otro método que os guste más a vosotr@s.

· Recordad que el horno tiene que estar a la temperatura adecuada cuando metáis la bandeja con las galletas. El tiempo de cocción de las galletas dependerá del grosor que le hayamos dado a la masa, tenedlo en cuenta.

· Aunque os parezca que la glasa ya tenga un color blanco, añadirle un poco de colorante blanco dará un resultado inmejorable.

· Podéis utilizar un punzón para distribuir mejor la glasa y quitar las pequeñas burbujas de aire que se hayan podido formar.

· Os dejamos una foto de todas las fichas que tenéis que preparar para completar vuestro juego de dominó.

· En lugar de glasa negra, podéis utilizar un rotulador de tinta comestible de color negro.

· Podéis dividir las fichas aleatoriamente en varias bolsitas celofán y repartirlas entre las personas que vayáis a jugar al dominó. Así sorprenderéis a vuestr@s invitad@s con un regalo muy particular.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.