Tutoriales

Juegos de mesa con galletas

Los juegos de mesa siempre han estado presentes en nuestras vidas. Desde que eramos pequeñas, nos hemos reunido alrededor de la mesa con nuestra familia para pasar horas de diversión sobre un tablero. Incluso, a día de hoy, nos gusta disfrutar de ratos de ocio con dos juegos tan sencillos como La Oca o el Parchís.

Pero, dado que nuestro afán repostero nos lleva a experimentar con todo lo que está a nuestro alcance, hemos decidido llevar estos tradicionales juegos a nuestro terreno. ¿Nunca habéis querido jugar libremente con la comida? Pues bien, con estos juegos de mesa de galleta ahora es posible.

Imaginad poder comeros literalmente la ficha de vuestro rival en una partida de parchís o jugar con l@s más pequeñ@s de la casa sin miedo a que se traguen el dado. Con estos juegos de papel de azúcar y galleta os garantizamos diversión asegurada y una buena merienda.

En nuestra tienda online os hemos dejado los diseños de los tableros para imprimir en papel comestible (encontraréis el enlace directo más abajo). También podéis realizar vuestros propios diseños y conseguir unos tableros totalmente personalizados.

Ingredientes y herramientas:

Paso a paso:

1. Sobre una superficie plana, estiramos la masa de galletas con ayuda del rodillo. Al utilizar los anillos niveladores, conseguimos que toda la masa tenga el mismo grosor.

2. Colocamos la plantilla cuadrada sobre la masa, apretando suavemente para que se adhiera un poco y no se nos mueva.

3. Recortamos justo por el borde de la plantilla para obtener un cuadrado de galleta. En este paso, tenemos que trabajar despacio y con buen pulso. Tened en cuenta que queremos conseguir un cuadrado de bordes rectos.

4. Pasamos el cuadrado de galleta a una bandeja para horno en la que hemos colocado una esterilla perforada o, en su defecto, papel vegetal.

5. Introducimos la bandeja en el horno y horneamos a 180ºC durante 10-12 minutos.

6. Una vez tengamos lista nuestra galleta (los bordes deben estar más dorados que el centro) la sacamos del horno y la dejamos templar un par de minutos en la bandeja.

7. Pasamos la galleta a una rejilla y dejamos enfriar por completo mientras vamos preparando el resto de los detalles.

8. Para elaborar las fichas tan sólo tenemos que estirar un poco de fondant blanco y cortar círculos. Para el parchís, cortamos 16 círculos y para la oca, 4 círculos. Dado el tamaño de nuestras fichas del parchís, nosotras hemos utilizado la boquilla 1A para cortar el fondant. Para las fichas de la oca, hemos utilizado una boquilla de tamaño estándar, pero cortando con la parte opuesta a la punta.

9. Mientras dejamos que el fondant de las fichas se endurezca, vamos elaborando el dado. Para ello, cogemos unos 5 gr de fondant blanco y formamos una bola.

10. Con ayuda de un par de paletas vamos aplastando ligeramente los bordes de la bola hasta conseguir un cubo. Tendréis que ir girando poco a poco hasta conseguir seis lados rectos del mismo tamaño.

11. Una vez tengamos terminado el cubo de fondant, lo dejamos secar junto con las fichas.

12. Con ayuda del bisturí, recortamos el tablero de papel de azúcar justo por el borde. También podéis utilizar unas tijeras bien afiladas. Reservamos.

13. Sobre el lado más plano de la galleta, con ayuda de una espátula, distribuimos la glasa por los bordes y el centro del cuadrado. Procurad no dejad ningún grumo.

14. Con mucho cuidado, colocamos el papel de azúcar sobre el cuadrado de galleta, procurando que quede centrado.

15. Pasamos la paleta alisadora sobre el papel de azúcar para eliminar posibles burbujas. No es necesario apretar demasiado.

16. Recortamos ahora las fichas de papel de azúcar con unas tijeras de punta fina.

17. Utilizando un pincel, pintamos la superficie de las fichas de fondant con un poco de agua. Procurad no pasaros con el agua o el papel de azúcar resbalará sobre el fondant.

18. Situamos el papel de azúcar sobre el fondant y apretamos ligeramente para fijarlo. Repetimos la operación de pegado con el resto de las fichas.

19. Para finalizar, preparamos 21 bolitas de fondant negro del tamaño de la cabeza de un alfiler.

20. Aplicamos un poco de agua en el centro de una de las caras del cubo y colocamos la bolita de fondant.

21. Apretamos con la paleta o con el dedo para aplastar la bolita, procurando que no se mueva de su sitio. Repetimos el pegado y aplastado de las bolitas de fondant por el resto de las caras del cubo, hasta obtener un dado de seis caras. Dejamos secar una media hora antes de utilizar.

Como podéis comprobar, en un momento podéis tener listos estos divertidos juegos de mesa para deleitar a la familia o sorprender a vuestr@s invitad@s en cualquier fiesta.

Pero antes de terminar queremos daros varias ideas para añadir diversión a vuestros juegos de mesa de galletas. Por ejemplo, en lugar de utilizar las fichas de papel de azúcar que vienen con el diseño de cada juego, podéis utilizar un molde de silicona para elaborar otras más divertidas. Nosotras hemos utilizado un molde de robots que nos encanta y fondant de colores.

También con respecto a las fichas, en el caso del Parchís, podéis preparar más de 16 fichas para que cuando a una persona le toque comerse la ficha de otr@ jugador/a lo haga de verdad. De esta forma, tendréis fichas de reserva para reponer las ya ingeridas.

E imaginad que, para jugar a La Oca, utilizáis como fichas pequeñas figuras de glasa real o azúcar. Basta con repartir una figura diferente para cada jugador/a. A nosotras, esta idea nos parece genial.

Consejos:

· Es importante que no se nos pegue la masa de galletas al estirarla sobre nuestra superficie de trabajo. Para evitarlo, podemos utilizar dos métodos muy sencillos: esparcir un poco de harina sobre la mesa y el rodillo o extender papel vegetal tanto por debajo como por encima de la masa.

· Si tras estirar y cortar la masa, ésta os ha quedado un poco blanda, tan sólo tenéis que meterla en la nevera unos 15-20 minutos para que se endurezca. Tened en cuenta que si está blanda e intentáis moverla, puede que se deforme. Mejor evitar este problema con un poco de frío.

· Si el fondant que estáis utilizando es algo blando, siempre podéis añadir un poco de CMC para darle dureza y acelerar el proceso de secado.

· Nosotras siempre desprendemos el papel de azúcar del plástico protector antes de recortarlo. Así nos aseguramos que se despega bien y se corta más fácilmente.

· Si no tenéis tiempo o paciencia para elaborar el dado con los puntos negros de fondant, siempre podéis utilizar un rotulador de tinta comestible negro y pintar los puntos según corresponda. El resultado es igualmente bueno y se tarda algo menos en tener listo el dado.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.