Tutoriales

Modelado Osito de peluche

Cuando hablamos de modelado en repostería, a nosotras sólo hay un nombre que se nos viene a la cabeza: Carlos Lischetti. Sus obras son reconocibles allá donde las veas y poseen una originalidad y un acabado excepcional. Además, es un hombre encantador, con unas manos preciosas y con el que da gusto hablar. Sí, lo sé, estamos enamoradas… Y es que, no sólo tenemos la suerte de tener en nuestro poder su libro en español Animación en Azúcar, sino que además, tuvimos el privilegio de asistir a un curso en Cádiz donde pudimos conocerlo y aprender todo lo que pudimos.

En cuanto nos sea posible, repetiremos curso con Carlos Lischetti seguro. Mientras tanto, nos consolamos con su libro lleno de magníficas ideas. Y es que, entre sus páginas no sólo se puede encontrar los pasos para realizar los modelados, sino también recetas, técnicas de decoración, ilustraciones,…

Y de entre todo lo que podemos encontrar en Animación en Azúcar, nosotras hemos decidido compartir con vosotr@s nuestra versión del osito de peluche.

Ingredientes:

  • 70 gr de pasta de goma
  • colorante Wilton marrón
  • pegamento comestible
  • rotulador de tinta comestible negro
  • colorante en polvo rosa mate
  • colorante blanco
  • manteca vegetal (para la superficie de trabajo y las manos)

Materiales:

  • cuchillo
  • estecas
  • pinceles
  • palillos

Paso a paso:

1. Teñimos la pasta de goma con el colorante marrón en tres tonos diferentes: unos 10gr de marrón suave, unos 55gr de marrón claro y unos 5 gr de marrón oscuro.

2. Con unos 15gr de marrón claro hacemos una bola y la aplanamos ligeramente hasta conseguir un óvalo para elaborar la cabeza. Marcamos una pequeña línea en la parte superior, desde delante a atrás, con una esteca.

3. Con otros 15gr de marrón claro damos forma al cuerpo. Para ello, modelamos la pasta de goma en forma de lágrima y aplanamos ligeramente el extremo más estrecho que servirá de unión con la cabeza. Con la ayuda de una esteca marcamos en la parte inferior del cuerpo el ombligo y una línea vertical de abajo a arriba a modo de costura.

4. Con la pasta marrón suave modelamos el morro, haciendo una bola y aplanándola ligeramente para conseguir una forma ovalada. Lo pegamos a la parte inferior de la cabeza con un poco de pegamento y marcamos, con una esteca, una línea vertical que lo divida en dos. Por último, abrimos la boca en la cabeza con ayuda de una esteca (o un palillo), justo por debajo del morro.

5. Utilizamos algo más de la mitad de la pasta marrón oscuro para elaborar la nariz dándole la forma de un óvalo. La pegamos en la cabeza, junto por encima del morro.

6. Para modelar las orejas, utilizamos la pasta marrón claro, dándole la forma de dos bolas y las pegamos en la parte superior de la cabeza. Con una esteca de bolillo, presionamos cada una de las bolas para hacer una pequeña cavidad. Modelamos dos pequeñas bolitas con la pasta marrón oscuro y las pegamos en las cavidades de las orejas, aplastándolas suavemente.

7. Dibujar los ojos encima del morro utilizando el rotulador negro y, con ayuda de un palillo, pintar un punto blanco con el colorante en cada ojo. Terminamos pintando las cejas sobre los ojos y dándole color a las mejillas con el colorante en polvo y un pincel seco.

8. Para realizar los brazos y las piernas, dividimos 20 gramos de pasta marrón claro en cuatro trozos y modelamos cada uno en forma de lágrima. Aplanamos ligeramente los extremos más estrechos que servirá de unión con el cuerpo.

9. Pegamos la cabeza a la parte más estrecha del cuerpo, los brazos a los laterales superiores del cuerpo y las piernas a la parte inferior.

Consejos:

· En lugar de utilizar pasta de goma, podemos utilizar fondant blanco con un poco de CMC.

· Es recomendable que la pasta de goma esté seca cuando pintemos sobre ella, ya sea con rotulador de tinta comestible o con pincel.

· Las cantidades de pasta de goma son aproximadas. Todo dependerá del tamaño que queramos para nuestra figura. En este caso, el osito de peluche mide aproximadamente 9 cm.

· Si no tenemos pegamento comestible en casa, podemos elaborarlo disolviendo un poco de CMC en agua. Sabremos que está listo cuando empiece a coger una textura gelatinosa. No es recomendable utilizar mucho pegamento al montar las figuras.

· El uso de Crisco en la superficie de trabajo y en nuestras manos facilita el amasado de la pasta de goma.

· Es muy importante proteger del aire la pasta de goma que no estemos utilizando para evitar que se seque. Una vez que le hayamos dado la forma deseada, sí debemos dejarlo al aire para favorecer su secado y endurecimiento.

· La pasta de goma, una vez seca, adquiere una cosistencia bastante dura, por lo que tendremos que tener cuidado con los dientes si queremos comerla.

Este modelado es sólo una pequeña parte de lo se puede encontrar en el libro Animacion en Azúcar de Carlos Lischetti. Y como veis es bastante sencillo y el resultado es una monada.

Ahora os toca a vosotr@s.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.