Recetas

Vasitos de galleta con mousse de café

Normalmente primero buscas la receta y después, cuando has encontrado la que buscabas, te haces con los ingredientes y los materiales necesarios para llevarla a cabo. Sin embargo, en esta ocasión ha sido al contrario; primero conseguimos el molde y después buscamos la receta, dando como resultado estos vasitos de galleta con mousse de café que compartimos a continuación.

Y es que, hace un tiempo, trajimos a la tienda el molde para vasitos de galleta de Wilton que nos dejó tan encantadas que tuvimos que quedarnos uno para nosotras. ¡Y fue todo un acierto! Es tan sencillo de utilizar que estamos seguras de que se va a convertir en un habitual en nuestra elaboraciones reposteras.

Ingredientes masa (para unos 15 vasitos):

Paso a paso masa:

1. Engrasamos el molde (tanto las cavidades y como los separadores) con spray antiadherente. Reservamos.

2. Derretimos la mantequilla y la dejamos enfriar.

3. Mientras, en un bol, mezclamos la harina, los dos tipos de azúcar, la levadura y la sal. Reservamos.

4. Batimos los huevos en un cuenco junto con la mantequilla derretida y el extracto de vainilla.

5. Agregamos la mezcla de huevo a la harina que teníamos reservada en el bol y amasamos hasta obtener una masa homogénea.

6. Dividimos la masa en bolitas de unos 60 gr cada una y las introducimos en los huecos del molde, ajustándolas ligeramente al fondo con los dedos.

7. Presionamos la masa con el separador, procurando ejercer una presión uniforme para que la masa suba por igual por los bordes del hueco. No extraemos el separador (debe quedarse en su sitio hasta que se enfríe por completo la galleta).

8. Con un cuchillo afilado, cortamos el exceso superior de la masa. Al llevar levadura, la masa subirá un poco por lo que es recomendable que tenga algo de espacio para expandirse.

9. Horneamos a 175ºC durante unos 16 minutos (los bordes se habrán puesto tostados).

10. Sacamos el molde del horno y antes de que se enfríe, y con cuidado de no quemarnos, volvemos a cortar el exceso superior de la masa (recién sacada del horno aún está blandita). Dejamos enfriar el molde sobre una rejilla.

11. Cuando las galletas estén totalmente frías, las desmoldamos. Para ello, simplemente giramos el separador mientras tiramos de él hacia arriba, con delicadeza, y después sacamos el vasito del molde con cuidado (basta con deslizar el dedo hacia arriba presionando ligeramente el lateral de la galleta).

12. Volvemos a repetir el proceso con el resto de la masa.

13. Dejamos los vasitos endurecer un poco más sobre una rejilla antes de continuar.

14. Cuando los vasitos se hayan endurecido, derretimos las gotas de chocolate hasta conseguir una consistencia líquida (podéis añadir un poco de manteca de cacao si fuese necesario).

15. Vertemos un par de cucharadas de chocolate en cada vasito de galleta y los giramos para que el chocolate se distribuya bien por todo el vasito. Dejamos escurrir el exceso de chocolate colocando los vasitos boca abajo sobre una rejilla.

16. Introducimos los vasitos en la nevera para que el chocolate se enfríe. Mientras podemos ir preparando la mousse.

Ingredientes mousse:

  • 50 ml de café intenso
  • 2 cucharaditas de gelatina en polvo
  • 3 cucharaditas de agua fría
  • 250 gr de nata
  • 60 gr de icing sugar

Paso a paso mousse:

1. Preparamos el café y reservamos.

2. Vertemos el agua sobre la gelatina y dejamos que se hidrate un minuto.

3. Añadimos la gelatina al café. No os preocupéis si la gelatina está algo cuajada, ya que al contacto con el café caliente, volverá a estado líquido.

4. En un bol, comenzamos a montar la nata junto con el icing sugar. Cuando empiece a coger consistencia, agregamos el café y seguimos batiendo hasta obtener una textura esponjosa (no es necesario montar la nata fuerte, ya que la gelatina se encargará de que coja buena consistencia). Es muy importante que el café no esté muy caliente al mezclarlo con la nata porque podría cortarla, pero tampoco puede estar frío, ya que si no la gelatina se habrá cuajado.

5. Cuando la mousse esté lista, la introducimos en una manga en la que hemos colocado una boquilla redonda.

6. Introducimos la boquilla hasta el fondo del vasito de galleta y apretamos suavemente, dejando que salga la mousse. Vamos subiendo la boquilla conforme el vasito se va llenando.

7. Refrigeramos los vasitos con la mousse durante un par de horas antes de servir.

No podemos decir nada más que cosas buenas de estos vasitos de galleta. Definitivamente ¡nos encantan! Nos parecen que son muy originales y las combinaciones son casi infinitas (ésta de café nos parece sublime). Este verano, aunque el termómetro supere los 40ºC nosotras estaremos horneando vasitos de galleta para probar nuevos rellenos…

Consejos:

· Tened en cuenta que la levadura comienza a actuar en cuanto la mezclamos con algún líquido, por lo que, cuando hagáis la segunda tanta de vasitos, elaborar bolitas de unos 55 gr para compensar que la masa subirá más durante el horneado.

· Recordad precalentar el horno a 175ºC antes de introducir el molde.

· Si al extraer el separador, tras enfriarse el molde, también se viene el vasito de galleta pegado al mismo, tan sólo tenéis que realizar un movimiento giratorio sobre la galleta para separarla.

· Podéis utilizar gotas de chocolate negro en lugar de chocolate blanco para aumentar la intensidad de sabor.

· Para preparar la mousse de café nosotras hemos utilizado café de cápsulas. Dado que íbamos a necesitar poca cantidad, no queríamos poner la cafetera. Así que si tenéis cápsulas de café solo intenso podéis utilizarlas (pero aseguraros que entre los ingredientes no se incluye nada más que café).

· La mousse hay que introducirla en los vasitos de galleta en cuanto esté lista, ya que que si se cuaja ya no se podrá introducir correctamente en los vasitos.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.